Mantras, vibra con cada sonido. 

13 de mayo 2017

Una clase de yoga o una meditación con mantras es una experiencia enriquecedora que te hace vibrar internamente con cada sonido.

Vivimos en un mundo sonoro, tal vez demasiado ruidoso, lleno de sonidos externos que llevan nuestra atención hacia fuera  por lo que es necesario el uso de herramientas que nos permitan escuchar nuestro interior.

¿Qué son los mantras? 

“Mantra” en sánscrito significa, “Man” mente y “trang” proyección, proyectar la mente para liberarla a través de la repetición  rítmica de palabras o sílabas.

Los mantras son vibraciones de sonido, por lo que para una correcta práctica se deben de tener en cuenta estas tres características.

  • Ritmo: Cada mantra mantiene un mantra preciso y nítido, que suele hacer que tu respiración se acompase a este.
  • Proyección: no es tanto la melodía sino utilizar toda tu energía (Prana) para vibrar con el mantra.
  • Pronunciación: los mantras suelen ir pautados con una estimulación del paladar con la lengua en cada uno de los sonidos, por lo que una depurada pronunciación fomentará esa estimulación.

Beneficios:

  • Crea nuevos patrones mentales para llevar a la mente a un estado neutral.
  • Optimiza la práctica de las asanas.
  • Conecta con tu interior, fomentando la introspección.
  • El canto en grupo de mantras amplifica la energía y los beneficios de la vibración.

Suele ocurrir que la primera vez que escuchas en tu clase de yoga cómo vibran con un mantra, tu mente juzgue y los clasifique a través de todas las connotaciones religiosas que se pueden asociar a ellos, pero nada que ver, no es necesario ser budista o hinduista para sentir el poder del mantra.

En Kundalini yoga utilizamos el Adi Mantra para la apertura de la clase, es un mantra que nos ayuda a conectar con nuestro interior, creando una sensación de presente antes de comenzar con la clase.  Tras tres repeticiones, realizas una respiración larga y profunda y mantente unos segundo para sentir la diferencia.

También utilizamos los mantras como meditaciones, unidos con mudras y coordinados con la respiración, como por ejemplo el SA-TA-NA-MA. Con este mantra los niños más pequeños desarrollan la coordinación y la atención a través del mudra que coordina cada sílaba con la llama de una dedo.

Mudras mano

Post: Mudras, el yoga de las manos.

Simplemente pruébalo y déjate vibrar y disfrutar de la calma mental.